Folios 31. Este número se pensó con el afán de dotar a nuestro público lector de algunos elementos que le permitan reflexionar sobre la importancia que tiene resignificar la relación mujer-poder-política; al sugerir esta ruta, se busca también ampliar el sentido de lo político y la política más allá del ámbito estrictamente electoral, para dar paso a un entendimiento que apela no solo garantizar condiciones de arribo a los espacios de representación, sino a la construcción de un bagaje que sirva tanto a mujeres y hombres para cuestionar –y cuestionarse- en el ejercicio del poder. De ahí la importancia de que, por participación política de las mujeres, se destaque tanto el involucramiento de las mujeres en la esfera de la “política formal” a través del sistema de partidos, así como en otros espacios que van más allá de la esfera estatal. Sin dejar de lado el análisis sobre los significativos avances en materia de derechos políticos, la invitación es a que en esta edición denominada “Mujeres y participación política”, quede constancia de la pluralidad de condiciones, voces y vivencias desde las cuales, las mujeres intentan superar situaciones de subalternidad y, en esa búsqueda, abran los cauces a los liderazgos, la participación política femenina y el ejercicio crítico.