El arte de la pérdida

JIMENA MUSALEM

Perseverante

El filósofo coreano Byung-Chul Han sostiene que el mundo carece de símbolos, aquellos que son necesarios para el reconocimiento de nosotros en comunidad; los símbolos como atributo de los rituales, que Han define como «acciones simbólicas que transmiten valores y órdenes». Los rituales conservan el orden porque hacen del mundo un lugar más amable para habitar debido al reconocimiento que emana de la permanencia de las cosas y de la estructuración del tiempo.

La obra tiene pertinencia en la realidad pandémica que habitamos, ya que brinda los elementos analíticos para encontrar significado en la crisis existencial que derivó del encierro: algunos rituales desaparecieron, y con ellos el orden, el sentido de las cosas y la estructuración del tiempo. Si bien este libro es una crítica a la vida cotidiana en un contexto de consumismo e hipercapitalismo, sus elementos teórico-filosóficos nos permiten analizarnos ante la pérdida de la referencia del mundo luego de la aparición del Covid-19. El aislamiento nos ha alejado de los símbolos que se forjaron en comunidad y nos empuja a la percepción serial en un mundo virtual. La percepción serial, señala Han, «nos apresura de una información a la siguiente, de una vivencia a la siguiente, de una sensación a la siguiente, sin finalizar jamás nada». Nos conectamos con otros, pero no nos relacionamos

SIRI HUSTVEDT

Todo cuanto amé, Seix Barral, 2018.

 

Encuéntranos

Calle Parque de las Estrellas 2764, Jardines del Bosque, 44520 Guadalajara, Jalisco